• Ramón Portellano

LIBERACIÓN


Este artículo que os propongo es sobre uno de los proyectos que he tenido el placer de realizar en el curso pasado y que versa sobre la fotografía escenificada, pero para entrar en materia primero voy a definir que es ese tipo de fotografía:

Podríamos decir que es la construcción de escenas y situaciones con un componente teatral en los que están sucediendo o han sucedido cosas. En otras palabras, ficcionalización de lo cotidiano.

Es un tipo de fotografía donde colabora la gente que actúa o posa en un escenario, donde existe una preparación previa a la toma de la fotografía. El fotógrafo como si fuera un director de cine, también se prepara, planeando y arreglando cosas y colaborando con la gente que va a aparecer en la escena. El fotógrafo hace uso de actores, equipo de producción, estilistas, iluminadores, etc. Por lo tanto, la construcción de escenas con énfasis en los valores discursivos y estéticos a partir de la iluminación, la composición, el color y la colocación de elementos en el espacio, son esenciales para la producción de unas fotografías que enlazan con la tradición pictórica. En esta disciplina fotográfica no existe el fuera de campo ni hay un momento anterior ni posterior a lo representado, es anti-naturalista y tiene más que ver con la noción de la imagen que a la de la acción, huyendo del concepto de performance. Por lo tanto, se propone un nuevo discurso basado en la construcción fotográfica (escenario y disposición de elementos físicos para la toma, pero también en cuanto a construcción intelectual).

Teniendo en cuenta todo lo anterior, me decanté por versionar uno de los fotogramas del videoclip protagonizado por el grupo musical Queen titulado “I want to break free” y dirigido por David Mallet. En el aparecen los músicos de la banda vestidos como mujeres, haciendo una declaración abierta a favor del travestismo y la bisexualidad. En escena aparece una aspiradora entrando desde la cocina al living al ritmo de la canción, la conduce Freddie Mercury vistiendo una mini falda negra, un sweater rosado, peluca morena y con su bigote intacto. John Deacon vestido de anciana lee el diario en el sillón, mientras Roger Taylor con una peluca rubia y uniforme de colegiala lava los platos en la cocina.

Se pensó que esta canción era una forma de liberación y expresión de homosexualidad por parte de Mercury, pero en realidad el tema fue escrito por el bajista John Deacon, con la intención de mostrar la perspectiva masculina del movimiento de liberación femenina.

En este proyecto se ha escenificado y reforzado el mensaje de liberación femenina-masculina que tan en boca se encuentra en la actualidad, cambiando en este caso los actores masculinos por femeninos, a excepción del actor principal que sigue haciendo el papel de travestí. Libertad de expresión, sátira, crítica social, feminismo, machismo, todos estos conceptos tienen cabida en esta escenografía que retrata una escena cotidiana de una familia cualquiera en un saloncito preparado para este proyecto.

Como punto de partida referencial he optado por el trabajo de Tina Barney que operan entre lo documental y lo ficticio. Barney es conocida principalmente por sus fotografías de gran formato y a todo color de su rica familia de la Costa Este. Usando una cámara de gran formato y brillantes colores, sus imágenes seductoras conforman un estilo de realismo característico, que ofrece una visión de la alta sociedad que la mayoría de la gente no puede contemplar habitualmente. Barney se centra principalmente en escenas cotidianas de su vida real y doméstica (la artista pertenece a una clase alta y adinerada), mostrando a los miembros de su familia insertos en una atmósfera narrativa melodramática, evocando el voyeurismo de la telerrealidad. En el caso de las fotografías de Tina Barney la teatralidad aparece un tanto velada, ya que queda parcialmente enmascarada bajo la apariencia de instantáneas de la vida real. El que se trate de actores o de personajes reales de la familia de la artista, el que poseen o no, no importa realmente; estas fotografías son teatrales por implicación, en una ambigüedad deliberada que enfatiza la artificialidad de las puestas en escena (y de las propias relaciones sociales y familiares).

Para realizar esta escenografía he trasladado el momento a un saloncito ubicado en un cortijo reformado. He buscado el aspecto ochentero que reflejaba la decoración de aquellos años, acompañados por cinco actores con un estilismo lo más parecido posible al de los bocetos que se han añadido. El actor principal de la escena vestido con la misma indumentaria que llevaba Freddy Mercury en el videoclip, compuesto por una peluca de cabello negro, un sweater de color rosa, bigote postizo, minifalda de cuero, medias de rejilla y tacones altos y el accesorio principal la aspiradora. En un segundo plano cuatro actrices femeninas adoptando cada una un papel en el encuadre, esencialmente tareas domésticas, tales como coser, cocinar, tejer, fregar platos o leer una revista sobre casas de campo. La escena se compone de electrodomésticos ya antiguos que perfectamente podrían encajar en la época, televisor de tubo, minicadena con casette, mobiliario de madera típico de las cocinas de campo, mesa camilla con su tapete de ganchillo hecho a mano, cesta de mimbre. Cada actor interpreta el papel que le ha sido asignado por el director de escenografía, cada elemento ha sido colocado a propósito, las poses también estudiadas y dirigidas por lo que nos encontramos ante una fotografía escenificada en todos sus aspectos. Cuando entramos en la escena lo primero que llama la atención es el actor del primer plano en una pose descriptiva y teatralizada, a continuación, el resto de actores ejerciendo su papel y como contrapunto una de ellas mostrando sus posaderas sin ningún tipo de pudor.

Y ésta que tenéis aquí es la fotografía final presentada en el proyecto. He de agradecer a todas las participantes su colaboración desinteresada y la forma en que se han involucrado en este proyecto que tanto he disfrutado. Muchas gracias a todas!. Espero que os haya gustado y si tenéis alguna pregunta al respecto estaré encantado de contestarla.

Un abrazo a todos/as y que tengáis un fantástico verano!

#proyecto #EscueladeArte #fotografíaescenificada #JoséNogué

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Pinterest Icon
  • Black Instagram Icon

© 2018 by Ramón Portellano

Jaén | ramonportellano@gmail.com | 657811150

Fotógrafía social, boudoir, retrato, eventos en Jaén